De la discusión al diálogo

Como se sabe, toda Discusión comienza por no ponernos de acuerdo entre las partes.

Y el no saber ponerse en el lugar del otro, o tratar de ver, desde el punto de vista del otro, hace que nos encerremos en nuestro pensamiento y nuestra decisión.

Esta actitud tan cerrada, puede desencadenar en una pelea que distancie, tanto amistades, sociedades, familiares, vecinos y toda clase de  relación humana y muchas veces el Ego y el Rencor, son los causantes de no volver a unir a estas relaciones.

Es así que pasamos nuestra vida, dándonos el lujo de perder años valiosos estando enemistados y ya para cuando menos lo pensamos, nos olvidamos de por qué nos enemistamos, y entonces cuando queremos restablecer la relación, quizás nos pase que la otra persona, ya terminó de pasar por este mundo.

Un consejo es que si tenés la posibilidad de hablar las cosas, de ponerte en el lado del otro, y mantenerte en tranquilidad manejando tu ira, podés llegar a un acuerdo y de esa manera, no perder la relación, sea cual fuera esta.

No es fácil, lo sé, pero tampoco es imposible, es cuestión de práctica, te animo a que lo intentes la próxima vez que tengas la oportunidad, si no haces aunque sea el intento, nunca vas a saber el resultado que te puede dar esta Actitud.

Imagen de previsualización de YouTube

 

Si querés podés comunicarte conmigo a través de: santiagoantinogene@hotmail.com o dejarme un comentario aquí abajo:

 

 

Defectos y Virtudes ¿en qué nos enfocamos?

No existe un ser humano que sea perfecto; todos absolutamente todos, y me pongo primero en la lista, tenemos defectos y virtudes.
Lo importante a mi modo de ver las cosas, es en qué nos vamos a enfocar?
En nuestros defectos y que, gracias a ellos, no podemos tal o cual cosa? o en nuestras Virtudes y desplegar todo nuestro potencial en base a ellas?

Estamos donde estamos y somos quienes somos, gracias a nuestros pensamientos y creencias.
Es muy importante cómo pensamos y lo que creemos de esos pensamientos.
Es importante cambiar el patrón de pensamientos, si éstos son los que nos hacen sentir poco menos que el resto.
Ya que nuestros sentimientos, son manejados por nuestros pensamientos.
Imagen de previsualización de YouTube

Los hábitos se construyen y es una decisión nuestra pensar lo mejor de nosotros.
Si nos enfocamos en nuestras debilidades , vamos a crear hábitos pobres, mientras que si ponemos nuestra atención en nuestras fortalezas, eso nos va a ayudar a fortalecer nuestra creencia en lo que podemos llegar a lograr.
Nosotros decidimos lo que pensamos y dejamos de pensar, los que elegimos en que parte de nosotros enfocarnos, de nosotros depende diseñar lo que queremos, para nuestro futuro.

Si querés podés comunicarte conmigo a través de: santiagoantinogene@hotmail.com o dejarme un comentario aquí abajo:


Trabajo en equipo

Uno, es un número ínfimo, para alcanzar el éxito.

El mito del Llanero Solitario: podemos admirar los triunfos en solitario, pero entendamos que nunca una sola persona realizó algo significativo en la historia de la humanidad.

No existe la posibilidad de que un individuo marque una diferencia como para llegar al éxito por sí solo.

No existen Rambos que se enfrenten a todo un ejército, ni siquiera el Llanero Solitario estaba solo: a donde él iba, lo acompañaba su compañero, el indio Toro.

Las personas que quieren hacer todo por sí solos, a la corta o a la larga quedan fuera de juego.

Uniéndose a un equipo, se fortalecen las posibilidades de alcanzar los objetivos y llegar a la meta.

La fuerza se multiplica, y la unión engrandece a cada individuo.

Agregarse valor unos a otros ayuda a todo el grupo a subir a otro nivel.

Trabajando en equipo se logra mucho más que haciendo las cosas individualmente.

Los logros se crean a partir de poner a todos los integrantes en sus lugares adecuados, dependiendo de sus talentos.

Trabajemos en equipo y vamos a ver éxitos por largo tiempo.

La madre Teresa de Calcuta dijo: “Yo puedo hacer lo que usted no puede. Usted puede hacer lo que yo no puedo. Juntos, podemos hacer grandes cosas”

Imagen de previsualización de YouTube

Si queres podes comunicarte conmigo a través de: santiagoantinogene@hotmail.com o dejarme un comentario aquí abajo:

 

 

 

Que no te desanimen!

Los seres humanos somos personas racionales, y tal vez por eso tenemos, algunas veces, la tendencia a dejarnos llevar por los demás.

La historia de la humanidad está plagada de hechos que nos muestran que muchas personas tienen éxito y otras no.

Donde está la clave? A mi entender una de las claves está en no hacer caso a los demás, si no en hacerle caso a tu corazón, a lo que vos sentís dentro, ya que solo lo sentís vos, y está en tu Liderazgo que te sigan.

Otra clave muy importante es tener una alta Actitud Mental Positiva. Tener confianza en nosotros mismos y de lo que somos capaces de lograr.

Muchas veces, cuando queremos emprender algo, están las personas que nos llenan la cabeza de excusas que muchas veces nos quitan la posibilidad de cumplir nuestros sueños.

Imagen de previsualización de YouTube

El tema es que esas excusas son de ellos y nos las hacen nuestras y ahí es cuando bajamos los brazos, fracasamos, y entonces salen rozagantes y nos dicen: “Viste que te dije, yo te avisé que no hagas tal o cual cosa”

Muchas veces nos vamos a tener que dar aliento nosotros mismos, volcarnos en libros de autoayuda, para mantenernos en pie, ya que la mayoría, sigue un patrón universal de estar encasillado en un sistema, el cual los emprendedores no entramos.

Mi consejo es: No bajes los brazos, seguí a tu corazón, no pierdas tu objetivo, hacele caso a tu visión y nunca dejes de luchar por tus sueños, ya que nadie va a luchar por los tuyos.

Si querés podés comunicarte conmigo a través de: santiagoantinogene@hotmail.com o dejarme un comentario aquí abajo:

La luz interior

Con la llama de una vela se pueden encender muchas y muchas pueden iluminar mucho más que una.

Nosotros los seres humanos, podemos tocar a todas las personas que están alrededor nuestro si así lo deseamos.

Cada uno de nosotros llevamos una luz dentro y con ella podemos iluminar a más personas de las que imaginamos.

Es solo cuestión de decidir querer cambiar la vida de los demás.

Cuando nos paramos frente al espejo y vemos que podemos influir en los demás, es ahí cuando tenemos el don del liderazgo.

Entendiendo que el Liderazgo es influencia y que es Acción y no Posición.

De nosotros depende Influir, de nosotros depende Accionar, para ser cada día mejores de lo que somos.

Podemos, si lo decidimos, comenzar a tocar la vida de los demás y de esa manera poder Iluminar con nuestra Luz.

Ojala tomes la decisión hoy de querer mejorar, poniendo tu luz para iluminar la vida de los demás.

Y de esa manera Servir, entendiendo que el Liderazgo, es Servicio, y el que Sirve…Sirve

Imagen de previsualización de YouTube
Si queres podes comunicarte conmigo a través de: santiagoantinogene@hotmail.com o dejarme un comentario aquí abajo: